¡Recibe las novedades en tu email!

domingo, 8 de abril de 2012
Assalam alaikum wa rahmatu Allah wa barakatuh

Hola a todas!

Se supone que hoy os iba a escribir sobre algo de casita, alguna cosilla relacionada con la limpieza, organización o algo de decoración, pero como aún no estoy en casita y la mudanza está en pausa hasta que encontremos algo pues nada, no se me ocurre nada, la inspiración en esos temas se me va... ¡Así que os cuento cómo vamos avanzando!.

Seguimos en casa de la amiga de mi suegra, seguimos conviviendo 11 personas y gracias a Dios aquí tienen la costumbre de ser muchos en casa, así que ningún problema de convivencia, pero si no estás habituado a esto el tema se complica un poquito. Ese es mi caso y el de mi marido, no estamos habituados a tantas personas en casa, digamos que ambos somos un poco solitarios.

Justo de esto hablaba con Cintia esta mañana porque siempre me he visto a mí misma como un poco rarita porque me gusta estar sola, cuando la casa se queda vacía es cuando más disfruto y mirad que hago lo mismo de siempre, pero oye, lo disfruto de otra manera jajaja.

Entonces esto de descansar por la tarde mientras unos y otros entran y salen de la habitación no va conmigo, eso de ducharme sabiendo que otras 10 personas posiblemente necesiten entrar al servicio se me hace complicado, sobre todo porque siempre hay al menos 2 personas haciendo cola, no os digo si además tuviera estreñimiento de este típico del embarazo, gracias a Dios que no lo tengo (no lo diré muy alto vaya que al final me caiga, por hablar), pero si lo tuviera sería un horror vivirlo de esta manera, en la que las visitas al servicio deben ser lo más rápidas posibles porque con total seguridad alguien más estará esperando a que salgas.

Las comidas no son lo mismo tampoco, esta familia está habituada a que ahora es la hora del almuerzo, entonces ahora comemos y al terminar ya no hay nada más para comer hasta unas 3-4 horas después que hagamos la merienda, es decir, cada comida tiene su inicio y su fin, entre horas no hay nada. A esto no estoy habituada y mucho menos ahora con el embarazo, yo soy de comer mil veces durante el día, sin hora fija, simplemente cuando tengo hambre como y listo.

Con el embarazo además no puedo comer demasiado de golpe porque me dan náuseas, entonces mi número de comidas diarias han aumentado porque voy haciendo varias comidas en pequeños espacios de tiempo, no puedo pasar más de una hora sin comer nada. Pues aquí eso es difícil, tengo mis paquetitos de galletas y cosas por el estilo para ir picoteando al menos, pero siempre hay alguien que aparece para preguntarme "¿Has terminado con esto?, ¿Me lo llevo?, ¿Ya no quieres más?". Y yo todo el tiempo repitiendo "Deja eso ahíiiii que voy comiendo poco a poco" jajaja.

Mis suegros están tranquilos porque para ellos es diferente, van buscando casa con tranquilidad y si tienen que estar aquí un día más no le ven ningún problema, pero maridín y yo queremos que la situación termine rapidito, volver a tener la intimidad de nuestro hogar, poder cambiarnos de ropa con tranquilidad en lugar de hacerlo a hipervelocidad por si acaso alguien entra en la habitación y un largo etc.

Por todo esto y más cosillas que me dejo en el tintero, maridín ha decidido que mañana si Dios quiere nos vamos, da igual si es a una casa con una sola habitación, pero nos vamos. En principio la idea no es guay, pero analicemos:
  • Aquí somos 11 personas y la casa tiene dos habitaciones. Si fuesen familiares muy cercanos quizá sería diferente, se viviría de otra manera.
  • Si nos vamos a otra casa aunque tuviera solo una habitación sería diferente, porque pasaríamos a ser 5 en casa en vez de 11 (y no creo que mis suegros acepten algo así, por lo que las probabilidades de que nos vayamos maridín y yo solos son bastante altas).
Andaba un poco desanimada, pero al contarme esto maridín me animé un poco, al fin buscamos otras soluciones y espero que vayan bien. Ya os informaré sobre las novedades porque todavía nada es seguro, a ver qué tal nos va...

¡Besotes a todas y muchísimas gracias por vuestro apoyo!.

 

8 comentarios:

  1. Yo no podría...
    A mi me encanta estar sola, debemos ser parecidas, jeje.
    Pero ademas, a mi no me gusta vivir con nadie, lo paso realmente mal porque me siento muy a disgusto. Incluso con la familia de mi marido, así es que imagínate si encima no son familia.
    Yo sigo insistiendo ¿no hay una mínima posibilidad de que os podáis ir los dos solos?
    Besos y paciencia.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Parecidas no, me da a mí que somos iguales en este tema jajaja, aunque sean familia me siento incómoda, pero claro, sería un poquito diferente a lo que es ahora... Si fuese por mi marido y por mí ya nos habríamos ido solos, pero es que no hay dinero, no podemos permitírnoslo.

      El dinero que se coja al mes por el alquiler de la otra casa no es nuestro, es de mis suegros, y seguramente nos ayudarán, pero creo yo que en principio habrá algún problemilla porque irnos en estos momentos es complicado, tendríamos que coger muebles y cosas de mis suegros, nosotros no podemos comprar nada, es imposible... Es un tema complicado. A ver qué ocurre mañana... Besotes

      Eliminar
  2. Pues yo pienso igual que Maribel... incluso cuando voy a casa de mi madre estoy incómoda, porque no es lo mismo de antes, llevo casi 7 años fuera y tengo que preguntar continuamente dónde está cada cosa...

    Y también insisto iros solos!!! que por muy bien que te lleves con la suegri eres la nueri!!! y por mucho que nos quieran siempre, siempre somos piedras en los zapatos (y ahora me dices que tu suegra anda descalza jejeje) Besitos cielo, sigue cuidándote.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No, mi suegra no anda descalza jajaja. Nos llevamos muy bien a pesar de que tenemos nuestras diferencias y siempre hay alguna cosilla que molesta más que otra, pero bueno, por ese lado no hay problema la verdad. Si deseo irme con mi marido es solamente por comenzar nuestra propia vida, siempre he soñado con esto, tener todo a mi manera, hacer las cosas como a mí me gusta, organizarme a mi manera... Es diferente que viviendo con otras personas.

      Aquí el problema es que somos demasiadas personas en una casa pequeña, imagínate cómo nos apañamos con 2 habitaciones para 11... jajaja. Ya veremos qué ocurre mañana, besotes.

      Eliminar
  3. Bueno a ver si mañana encontrais una solución insha allah y es que allí en marruecos están acostumbrados a ser muchos en una casa. Yo también soy como vosotras, y yo que pensaba que era yo sola jeje, me gusta estar en mi casa y si es sin gente mejor jajaja ahora que dentro de dos semanas voy para marruecos lo temo ya jaja en fin de vez en cuando hay que sociabilizar con la family pero lo paso mal sobretoo los primeros días. Y por lo menos tu marido piensa igual que tu, en mi caso mi marido buscaría algo por pesada, el estaría bien. Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, hemos visto 3 casas y ninguna va bien... O no tienen 3 habitaciones o son demasiado viejas y necesitan mucha reforma. Me alegro de que seamos más las que nos gusta estar un poco solitas, que me sentía extraña jajaja. Besotes

      Eliminar
  4. Di que sí, que el casado casa quiere. Me gusta mucho tu blog, se ve que estás viviendo una etapa muy bonita en tu vida, ¡disfruta de ella!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro de que te guste, me encanta esta etapa por la que estoy pasando e intento disfrutarla al máximo, aunque a veces se tengan ciertas molestias, pero aún así estoy muy contenta!. Besotes

      Eliminar

Parto y postparto

Mi pequeñín

Seguidores